Se secó tu oración

Luzmaría Jiménez Faro

Al rosario de la vitrina

Rosario en la vitrina:
ya no pasan tus cuentas
enamorados dedos.
Se secó tu oración
y sólo eres
una pequeña pieza
de museo.

Me habita un corazón
que no es el mío:
se ha llenado mi cántaro
de hielo.

Tal vez consiga
en esta lucha
reavivar mi fuego,
vencerme este vacío
y volver a sentirte
entre mis dedos.

©  Luzmaría Jiménez Faro, poema.
© Torremozas, editoral.
© Koxmonahuta, imagen

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s